Saltar al contenido

Técnica de navegación en kayak para principiantes

tecnica de navegacion en kayak para principiantes

Gracias a las ofertas cada vez más asequibles de embarcaciones y accesorios, y a la diversidad de modelos disponibles en el mercado, la navegación en kayak se ha popularizado exponencialmente en los últimos años, y la previsión es que continúe haciéndolo.

1Pero si es la primera vez que vamos a echar mano de un remo, descubriremos que remar en kayak tiene sus trucos.

Claro que es una actividad que hasta un niño puede practicar, pero con una apropiada técnica de paleo podemos ahorrarnos la vergüenza de quedarnos girando sobre nuestro propio eje en el agua.

Veamos, entonces, lo básico de la técnica para remar y algunos valiosos tips para llevar a cabo a la hora de meternos al agua.

Consejos para practicar kayak para principiantes

Antes siquiera de pensar en aventurarnos al agua, lo primero que debemos considerar es la seguridad.

Si bien los kayaks modernos son muy estables y resistentes, es preciso por lo menos saber lo básico y tener la seguridad de que llegado el caso podremos nadar o mantenernos a flote.

Lo recomendable es saber que podemos nadar por lo menos 50 metros usando ropa mojada. Y, para ayudarnos a mantenernos a flote, contamos con el chaleco.

Es obligatorio usar siempre el chaleco salvavidas. Los mismos ya vienen con un silbato marinero para emergencias. El diferencial de este silbato es que su sonido se puede escuchar muy fuerte y por encima del estruendo del mar o las olas.

Emitir un sonido corto significa que queremos llamar la atención de otros navegantes. Un silbato largo y moviendo la pala de arriba hacia abajo es señal de que necesitamos ayuda.

Un silbato largo y sostener la pala de forma horizontal sobre la cabeza es señal de parada, lo que puede significar que el kayakista se ha quedado rezagado y necesita que lo esperen.

Y si un navegante levanta un brazo es la señal para reagruparse.
Además de lo mencionado hasta ahora, es indispensable consultar y acompañar las condiciones meteorológicas varios días antes de embarcarnos.

Si estamos navegando y las condiciones cambian abruptamente, no hay que pensarlo ni un segundo: debemos volver a la costa inmediatamente y no quedarnos esperando por si las condiciones mejoran porque, de hecho, pueden empeorar.

Por último, pero no menos importante, debemos contar con el equipamiento adecuado.

Ya mencionamos el chaleco salvavidas y el silbato, pero siempre es recomendable y, según lo que estemos pensando hacer, obligatorio, contar con los siguientes ítems:

  • Remo extra
  • Ropa impermeable
  • Protección solar
  • Agua en cantidad suficiente
  • Kit de reparación de kayak
  • Teléfono móvil dentro de una bolsa impermeable para emergencias
  • GPS

Cómo navegar en kayak – Una guía técnica para principiantes

Por más que no tengamos intenciones de hacerlo de forma profesional o competitiva, navegar en kayak es una actividad deportiva, por lo tanto, el primer consejo es fortalecer el cuerpo.

La práctica del kayakismo es muy completa. No solo trabajamos el abdomen y la parte superior del cuerpo, sino que también hacemos uso de nuestras piernas para mantener el equilibrio, especialmente en aguas más turbulentas.

Por lo que una buena rutina de ejercicio o una práctica regular antes de lanzarnos hacia aventuras mayores es totalmente recomendable.

Manos a la obra entonces.

Primero lo primero: saber elegir la pala correcta.

pala correcta para kayak

Lo ideal sin dudas sería contar con una pala de la mejor calidad, o sea, que sea leve pero al mismo tiempo muy resistente.

Actualmente en el mercado existen modelos básicos hechos de aluminio y plástico, que no son las más recomendadas para empezar dado su peso y falta de equilibrio, pero están bien para llevar de repuesto.

Las más recomendadas son aquellas de mar o pesca, que suelen ser ergonómicas y estar hechas de fibra de carbono, que es un material que satisface todas las necesidades de durabilidad y peso.

Respecto al tamaño de la pala, podemos afirmar que una pala ideal tiene nuestro largo. Para calcular esto debemos permanecer en pie y levantar un brazo lo más alto que podamos. La pala adecuada, entonces, debería tener unos 5 centímetros más que la altura máxima que alcanzamos así, o sea, 5 centímetros más alta que la punta de nuestros dedos con el brazo extendido.

El ancho del kayak también es importante. De forma general podemos decir que la pala debe ser de 2 a 3 veces más larga que el ancho de la embarcación.

Bien, vamos a lo que sigue: coger bien la pala.

Existe un método infalible para esto que consiste en agarrar la pala con ambas manos y levantarla por sobre nuestra cabeza de forma que los brazos y codos queden en un ángulo de 90°.

Así sabremos exactamente la posición correcta de las manos para sostener la pala.

Lo siguiente es sentarse correctamente en el kayak.

Empujar el kayak, subir de un salto y acomodarnos sobre la marcha es lo más seguro si quieres tener una mala posición y dolores de espalda.

Debes saber lo siguiente: navegar en kayak implica mojarse, será imposible evitarlo, estás en el agua. Por lo tanto, lo mejor para una correcta postura es, más bien, subirse al kayak, acomodarse bien y luego que alguien empuje la embarcación o hacerlo nosotros mismos con la pala por ejemplo.

Debemos distribuir el peso correctamente y sentarnos siempre de forma recta y hacia adelante. Apoyar la espalda en el respaldo del asiento solo hará que debamos esforzarnos más.

No hace falta estar tenso. El diseño de un kayak está pensado para ser lo más cómodo posible. Mantén una postura correcta pero relajada. Para ello, como dijimos, hay que distribuir bien el peso y apoyarse bien contra el reposapiés.

Al comenzar a remar, debemos introducir la pala en el agua lo más cerca y al frente que podamos y luego deslizarla hacia atrás y hacia nuestro cuerpo hasta que la mano esté más o menos a la altura del estómago.

Por supuesto que usaremos la fuerza de los brazos pero, mientras remamos, el torso debe girar.

Los brazos en general estarán siempre estirados. Sin embargo, el brazo con el que daremos la palada estará más estirado que el otro. Sin embargo, y a pesar de que el otro brazo debe estar relajado, también será utilizado para hacer fuerza.

Un buen consejo es el sonido. Si escuchas mucho ruido de chapoteo o salpicaduras, significa que lo estamos haciendo con torpeza y gastando energía en vano. El acto de remar debe ser lo más silencioso posible.

Pero tal vez te preguntarás, ¿cuál kayak es mejor para comenzar a practicar?

Si bien no hay un kayak que sea específico para iniciantes, creemos que lo mejor es comenzar con un sit-on-top autovaciable, porque este modelo es prácticamente imposible de hundir y es muy fácil volver a subirse en caso de una caída al agua.

Técnicas para remar en kayak

Veamos algunas tips de la técnica de navegación en kayak para salir remando como unos expertos.

tecnica para remar en kayak
  • Además de darnos impulso, la pala se usa a modo de timón para girar el kayak en la dirección que queramos.
  • Al navegar en el mar hay que prestar especial atención al oleaje y la posición del kayak. Se recomienda mantener la embarcación en posición perpendicular a las olas y esperar los momentos entre ola y ola para remar.
  • Recuerda: a pesar de la fuerza y movimientos que hagamos, el cuerpo siempre debe mantenerse lo más relajado posible.
  • Al comienzo puede que todo nos parezca un poco mecánico pero no pasará mucho tiempo hasta que el ritmo y los movimientos fluyan de forma más natural.
  • Mantén el ritmo, siente el flujo de la navegación. Meter la pala lentamente o dejarla quieta mucho tiempo adentro del agua frenará el kayak.
  • Una buena ayuda a la hora de aprender a palear es imaginar un rectángulo frente a ti, con la línea superior a la altura de tus ojos y las líneas laterales coincidiendo con el ancho del kayak. De esa forma, las manos nunca deben superar esta línea imaginaria de tus ojos. Y si queremos hacer un paleo alto, por ejemplo, el ángulo de la pala deberá sobrepasar los vértices del rectángulo. Caso queramos navegar con un paleo bajo, el lado que queda afuera del agua deberá quedar a la mitad del rectángulo mientras que la parte sumergida deberá coincidir con el vértice.

Hasta aquí hemos llegado con la teoría. Ahora es tiempo de colocar todo esto en práctica.

¡El próximo paso es que te aventures al agua y vivas tu propia experiencia!

Artículos relacionados